Inicio > Actualidad > En búsqueda de la sostenibilidad empresarial
Sostenibilidad empresarial

En búsqueda de la sostenibilidad empresarial

Actualidad

La sociedad está cada vez más concienciada acerca de los problemas medioambientales y sociales. Por ello, la sostenibilidad empresarial se erige como una piedra angular en el éxito de cualquier empresa. El Pacto Mundial define este concepto como una nueva perspectiva que no solo se centra en el beneficio económico, sino en que los negocios creen un valor ambiental, social y económico a medio y largo plazo para contribuir al progreso y el bienestar. Mediante esto, se aseguran las necesidades del presente sin dañar las del futuro, garantizando una buena calidad de vida a las generaciones futuras.

En este post te contamos un poco sobre los beneficios de las empresas sostenibles y te enseñamos algunas prácticas que puedes comenzar a aplicar desde hoy.

Beneficios de las empresas sostenibles

Tras ver en qué consisten las empresas sostenibles es más que evidente la importancia que estas tienen y los beneficios que aportan a nuestro planeta y sociedad. Pero no solo eso, sino que si tu empresa tiene en cuenta la sostenibilidad a la hora de producir, esto también generará beneficios para ti:

Posicionamiento frente a otros. Adoptar prácticas sostenibles en tu empresa contribuye a mejorar la percepción que los consumidores y la sociedad tendrán de ella. Esto mejora tu reputación y posicionamiento frente a competidores.

Genera confianza y mejora la relación con los clientes, socios y empleados. La sociedad valorará muy positivamente si tu empresa es transparente y pueden conocer información acerca de este tema sobre tu compañía. No son solo los consumidores quienes se sentirán atraídos, sino que también posibles inversores y socios que cada vez más velan por la sostenibilidad.

– Impacto positivo sobre las ventas. Gracias a la mayor concienciación que hay sobre los problemas medioambientales, hoy en día son muchos los consumidores que en el momento de decisión de compra optan por una empresa ambientalmente sostenible antes que por una que no lo sea. Por ello, esto puede influir sobre tus ventas.

Reduce los costes. Las medidas sostenibles contribuyen a disminuir los costes ya que buscan la eficiencia energética y la optimización de los recursos.

Cumplimiento de las normativas. Las regulaciones ambientales y sociales no son fijas, van modificándose y cambiando con el tiempo. Por ello, si tu empresa ya tiene prácticas ambientalmente responsables, puede anticiparse a posibles cambios legales. Además, estará mejor posicionada a la hora de cumplir con todos los requisitos y así, evitar sanciones.

Los beneficios tanto para el planeta como para las empresas son claros, por ello, la sostenibilidad empresarial se está convirtiendo, cada vez más, en una práctica casi obligatoria para todas las compañías que tratan de asegurar un futuro más seguro y fuerte transformándose en agentes de cambio positivo.

Prácticas de sostenibilidad en las empresas

La búsqueda de la sostenibilidad en las empresas se está convirtiendo cada vez más en uno de los objetivos principales de todo empresario. Son diversas estrategias, prácticas y pequeños hábitos lo que da lugar a su consecución. Aquí te traemos algunas de ellas para que puedas comenzar a implementarlas en tu compañía:

– Uso eficiente del agua y electricidad. Promueve en tu equipo hábitos que reduzcan el consumo energético. Por otro lado, también debes utilizar el agua de forma óptima de modo que se evite su desperdicio.

– Programas internos de reciclaje. Promover la sostenibilidad en tu equipo es fundamental para que se logre en el conjunto de tu empresa, sensibiliza a tus empleados para que cumplan con prácticas sostenibles. Además, plantea pequeños hábitos que marcan la diferencia, como colocar cubos de reciclaje y usar materiales reutilizables.

– Packaging. No solo la producción debe ser sostenible, sino que también el final del proceso, es decir, el envío. Busca un packaging que sea respetuoso con el medio ambiente, por ejemplo, fabricados con material reciclado o biodegradable. 

– Acciones sociales. Integra en tus prácticas internas acciones sociales que contribuyan positivamente a la sociedad. Organiza este tipo de prácticas o colabora con otras compañías que las promuevan para buscar el beneficio socioambiental.

– Proveedores sostenibles. A la hora de contratar proveedores externos, trata de buscar que estos también tengan compromiso con el medio ambiente. Además, da prioridad a aquellos que sean locales.

– Transporte público. Si es posible, da flexibilidad a tus empleados a la hora de decidir su lugar de trabajo, ya que si tienen la opción de teletrabajar, esto evita el uso de transporte y reduce la contaminación. No obstante, si es necesario que se trasladen a la oficina, promueve el uso del transporte público.

La sostenibilidad empresarial conlleva esfuerzo, pero contribuye a cuidar el medioambiente y aporta numerosos beneficios tanto a la sociedad como a tu empresa. Por ello, es el momento de plantearte establecerla en tu compañía.

NOTICIAS RELACIONADAS:

Ceuta Open Future vuelve a Alhambra Venture

LEER MÁS
Inbound marketing

Inbound marketing, ¿cómo puede ayudarte?

LEER MÁS

Déjanos tu email y te mantendremos informado de todas las novedades sobre Ceuta Open Future